¿Puede la gripe matar a una persona? ¿Te puedes morir?

Your ads will be inserted here by

Easy Plugin for AdSense.

Please go to the plugin admin page to
Paste your ad code OR
Suppress this ad slot.

¿Es una realidad que una persona se pueda morir de gripe común?

Realmente por lo general la persona no morirá a causa de una gripe, pero si la gripe no es tratada a tiempo y como debe ser tratada puede desencadenar en neumonía.

La gripe mal curada se convierte en neumonía, esta sí puede acarrear la muerte, ya que puede atacar con mucha más intensidad las vías respiratorias, en este caso los pulmones, además de grados de calenturas que podrían alcanzar por la infección los 40 grados.

En resumen a esta incógnita, a pesar que la gripe no es en sí, una enfermedad que resulte mortal, si esta no es tratada como es debida, entonces podría desencadenar en la muerte.

Si los diferentes tipos de gripe, no son tratados de la forma apropiada podría causar daños severos al organismo, ya que cualquier virus gripal ataca continuamente al organismo, lo que a su vez puede ser consecuencia de una gripe mal curada.

Esto a la larga acarrea una severa neumonía, entonces el organismo se vuelve más vulnerable a los virus, que llega el momento que el deceso de la persona con neumonía es inevitable.

Todas las enfermedades, así sea una simple gripe, debe darse el tratamiento adecuado y a tiempo, porque la salud de la persona ni a corto ni a largo plazo se verá comprometida.

Así que la clave será que tempranamente se suministre el tratamiento adecuado y por lo tanto la gripe no tenga mayores consecuencias.

Un poco de historia sobre la mortalidad de la gripe…

A lo largo de la historia, la gripe ha cobrado millones de vida, en su mayoría de niños menores de dos años y adultos mayores de 70. Sin embargo ha habido cepas capaces de afectar a adultos jóvenes en plena flor de la vida, como fue el caso de la gripe española de 1918. Esta fue la pandemia mortal de gripe más letal de la historia, con más de 50 millones de víctimas en la que más de la mitad eran personas entre los 20 y 50 años. Lo que más sorprendió de esta enfermedad era el alto nivel de virulencia, llegando a contagiar en menos de un año a más de un cuarto de la población mundial de aquel entonces.

Luego de la gran gripe de 1918, hemos aprendido enormemente del virus de la gripe y hemos diseñado estrategias para minimizar su mortalidad. De hecho la última vez que apareció un virus de tipo A H1N1 como en aquella ocasión, fue en 2009 y a penas logro matar a 19.000 personas. Esto gracias al trabajo de las organizaciones de la salud de cada país que estuvieron atentos a evitar la propagación de un virus que pintaba para ser más letal que el de 1918.

Para más información sobre el origen e historia sobre la gripe recomendamos leer el siguiente artículo: Historia de la gripe: su origen, contagio, mortalidad…

Si te gustó el artículo, compártelo en las redes sociales: fabebook, twitter... Es gratis! ;)

Facebooktwittergoogle_plusredditpinterestlinkedinmail

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *